180
Tendencias de la automoción La tercera generación ya está aquí



LA TERCERA GENERACIÓN DE ACERO AVANZADO DE ALTA RESISTENCIA YA ESTÁ AQUÍ

La tercera generación ya está aquí

Un análisis más detallado del acero avanzado de alta resistencia y tercera generación y del futuro de la industria automotriz, desde el punto de vista del material.

Hay un nuevo término que se escucha con mucha frecuencia en la industria automotriz estos días: Tercera generación del acero avanzado de alta resistencia (AHSS). Cada vez más a menudo recibe la denominación de material del futuro para la industria automotriz. No obstante, muchos dudan de lo que realmente es y de qué impacto causará. Para responder esta pregunta, tenemos que remontarnos atrás en el tempo. 

Alta resistencia

Comenzó en la década de los 80 con la primera generación de AHSS. El motor detrás de este desarrollo fue la seguridad, y estos nuevos aceros proporcionaron a los fabricantes de automóviles y OEMs (fabricantes de equipos originales) resistencia superior en comparación con el acero convencional. Hoy, el acero de fase dual, el acero martensítico y el acero de fase compleja constituyen la columna vertebral de las carrocerías listas para pintar, y estas calidades se han seguido desarrollando y optimizando mediante mejoras continuas. 

Buena ductibilidad pero baja usabilidad

A continuación surgió la segunda generación de AHSS. Estos aceros, introducidos hace poco más de una década, alcanzaron una combinación suprema de resistencia y ductibilidad. Sin embargo, al final los altos costes y las dificultades en el taller dieron como resultado una falta de valor comercial real en la actualidad. 

La ductibilidad y la usabilidad son la clave

Ahora ha surgido la tercera generación de AHSS. Estos aceros, que aún están en proceso de desarrollo, aseguran una parte importante de la austenita retenida, que se transforma en martensita durante el proceso de conformado. Por ejemplo, se considera que los aceros QP (templado y compartimentación) y de medio manganeso pertenecen a la tercera generación de AHSS.

Entonces, ¿en qué se diferencian estos aceros? En pocas palabras, se han mejorado su ductibilidad y usabilidad en comparación con la segunda generación de aceros AHSS. La tercera generación de AHSS muestra una excelente combinación de resistencia y ductibilidad. La ductibilidad se refiere a que estos aceros pueden conformarse en frío para generar geometrías complejas en comparación con la primera generación de AHSS. Asimismo, pueden mantener más ductibilidad en el material para el comportamiento ante colisión tras la conformación. Además, la tercera generación de AHSS podría suponer un punto de inflexión para los componentes estructurales en las carrocerías listas para pintar proporcionando la posibilidad de obtener una resistencia y ratios de peso aún mayores, así como reducir el coste si pueden reemplazar soluciones más caras como los perfiles de aluminio y los aceros de boro estampados en caliente. No obstante, el aumento de la ductilidad se obtiene incrementando el contenido de aleación en los aceros en comparación con el AHSS de primera generación. Esto presenta algunos desafíos, por ejemplo en cuanto a soldabilidad, fragilización por hidrógeno y fragilización por metal líquido, en cuya solución trabajan los fabricantes de acero en cooperación con los OEMs (fabricantes de equipos originales) en la industria automotriz.

Estado de desarrollo

Actualente, la tercera generación de aceros AHSS aún está en las fases iniciales de su desarrollo. Aunque algunas empresas ya han lanzado productos específicos que entran dentro de esta clasificación, otras, como SSAB, están trabajando para continuar su desarrollo.  Es importante tener en cuenta que, en la actualidad, se desconoce qué conceptos y calidades constituirán la espina dorsal de la tercera generación de AHSS. No obstante, a medida que el trabajo continuo entre las acerías y los OEMs (fabricantes de equipos principales) de la automoción sigue madurando, surgirán calidades comunes. Para mantener sus conocimientos en materia de aceros de alta resistencia, SSAB ha elegido un enfoque orientado al mercado para su desarrollo. Esto garantiza que los productos de la tercera generación se comercializarán en 2018 y que funcionarán con mucha solidez para aportar valor al consumidor. 

La aparición de la tercera generación de AHSS también demuestra otra cuestión. Tras miles de años de soluciones a base de hierro y cientos de ellos con acero, aún es posible desarrollar calidades nuevas e innovadoras. El acero no es en absoluto un material obsoleto. Al contrario: es un material que experimenta mejoras continuamente. Esto significa que, algún día, surgirá la cuarta generación de AHSS. 


Noticias sobre ‘Tendencias de la automoción’

Suscríbase a nuestro boletín gratuito ‘Tendencias de la automoción’ para recibir artículos relevantes desarrollados en profundidad sobre las cuestiones que afectan a su empresa.

 

SUSCRIBIRSE